La consejera de Agricultura, Pesca y Alimentación, Mae de la Concha, ha participado estos pasados días en el Consejo Consultivo en la Conferencia Sectorial sobre la PEC (Política Agraria Común) entre el Ministerio de Agricultura y las comunidades autónomas. En la reunión se ha debatido el reparto de los nuevos fondos ‘Next Generation’ de la Unión Europea, que incluyen una línea denominada ‘De la Granja a la Tabla’ de 7.500 millones de euros en total, de los cuales en España le corresponden 784 millones a repartir entre los territorios.

De la Concha ha reclamado al Ministerio que priorice el nivel de ejecución actual de cada comunidad de los fondos europeos del Programa de Desarrollo Rural (PDR) 2014-2020 para el reparto de estos nuevos fondos adicionales. Un criterio avalado por el reglamento europeo y que beneficiaría las Baleares puesto que, según los datos del pasado 30 de junio, es la cuarta comunidad autónoma que más ha ejecutado hasta ahora, con un 63 por ciento del total, mientras que la media entre comunidades autónomas y el Estado no llega al 49 por ciento. Solo la superan en ejecución Cantabria (81%), País Vasco (68%) Y La Rioja (67%).

La consejera balear ha recordado también que las Islas son el territorio que menos fondos europeos recibió para el periodo 2014-2020 (61 millones de euros), seguido precisamente de La Rioja (70 M), Madrid (76 M), País Vasco (87M) y Cantabria (98M). Esta relación entre las comunidades que menos fondos reciben pero que más ejecutan le ha valido a De la Concha para argumentar en la reunión su demanda “coherente y de sentido común en la hora de gestionar los dobleros públicos”, para que se priorice el nivel de ejecución de cada territorio a la hora de repartir los fondos europeos, así como el remanente estatal que quede para gastar: “No tiene sentido dar mucho dinero porque no se pueda gastar y se tenga que devolver”, ha dicho, recordando que “hasta el último euro será imprescindible en los próximos años para el sector”.

Aún así y con el reparto actual de los fondos, De la Concha ha querido destacar que las Baleares se ha posicionado como una de las comunidades líderes en ejecución “por el buen trabajo de gestión con los fondos y por las iniciativas desde el sector que se están llevando a cabo en nuestro territorio”, remarcando que “en el último año hemos dado un gran impulso desde el FOGAIBA a la ejecución de las líneas con fondos europeos, y hemos conseguido subir el porcentaje en más de 15 puntos”.

Hay que recordar que estos nuevos fondos europeos, incluidos dentro de los llamados “de reconstrucción”, tendrán que ser ejecutados entre 2021 y 2022, con posibilidad de extenderse hasta el 2023. La propuesta alemana para ejecutar esta nueva partida es la de sumarla a los actuales fondos FEADER (UE), con los cuales se financian los PDR’s. Se trata de una propuesta que va en linea con la demandada por la consellería, y que ha vuelto a pedir De la Concha al ministro en la reunión con el resto de homónimos territoriales.